Cálculo de la Renta

  • Regla general:

    La determinación de la renta atribuible se realiza en sede de la entidad que la obtiene con arreglo a la normativa del IRPF aplicable a cada modalidad de renta según su origen o fuente, sin tener en cuenta los porcentajes de integración en la base imponible ni las reducciones que se detallan más adelante. No obstante, los porcentajes de integración y las reducciones podrán ser aplicados por los miembros de la entidad en régimen de atribución de rentas que sean contribuyentes del IRPF.

    La determinación de la renta atribuible, en función de su origen o fuente, se efectuará con arreglo a los siguientes criterios:

    Rendimientos del capital inmobiliario. La renta neta atribuible se determinará por diferencia entre los ingresos íntegros y los gastos necesarios para la obtención de los mismos, sin que proceda aplicar:

    • La reducción del 60%, sobre los rendimientos netos derivados del arrendamiento de inmuebles destinados a vivienda.
    • La reducción del 30% sobre los rendimientos con período de generación superior a dos años, así como sobre los calificados reglamentariamente como obtenidos de forma notoriamente irregular en el tiempo.

    Rendimientos del capital mobiliario. La renta neta atribuible se determinará por diferencia entre los ingresos íntegros y los gastos deducibles, sin que proceda aplicar:

    • La exención sobre dividendos, siendo los miembros de la entidad los que podrán aplicarla en sus respectivas declaraciones.
    • La reducción del 30 por 100 sobre los rendimientos con período de generación superior a dos años o calificados reglamentariamente como obtenidos de forma notoriamente irregular en el tiempo.

    Rendimientos de actividades económicas. La determinación de la renta atribuible se efectuará de acuerdo con el método de determinación del rendimiento neto que resulte aplicable a la entidad, sin que proceda aplicar la reducción del 40 por 100 sobre los rendimientos con período de generación superior a dos años o calificados reglamentariamente como obtenidos de forma notoriamente irregular en el tiempo.

    Ganancias y pérdidas patrimoniales. La determinación de la renta atribuible se efectuará con arreglo a las normas del IRPF.

    Imputación de rentas inmobiliarias. La determinación de la renta atribuible se efectuará conforme a las normas del IRPF que resulten aplicables a cada concepto incluido en esta categoría de rentas.

    Por su parte, las retenciones e ingresos a cuenta soportadas por la entidad en régimen de atribución de rentas y las bases de las deducciones correspondientes a la entidad se atribuirán a sus miembros en la misma proporción en que se atribuyan las rentas.

  • Reglas especiales:

    La renta atribuible se determinará de acuerdo con lo previsto en la normativa reguladora del Impuesto sobre Sociedades en los supuestos en que todos los miembros de la entidad en régimen de atribución de rentas sean sujetos pasivos del Impuesto sobre Sociedades que no tengan la consideración de sociedades patrimoniales o contribuyentes del Impuesto sobre la Renta de no Residentes con establecimiento permanente.

    La determinación de la renta atribuible a los contribuyentes del Impuesto sobre la Renta de no Residentes sin establecimiento permanente se efectuará de acuerdo con lo previsto en el Capítulo IV del texto refundido de la Ley del Impuesto sobre la Renta de no Residentes, aprobado por el Real Decreto Legislativo 5/2004, de 5 de marzo (BOE del 12).

    Los sujetos pasivos del Impuesto sobre Sociedades y los contribuyentes del Impuesto sobre la Renta de no Residentes con establecimiento permanente, que sean miembros de una entidad en régimen de atribución de rentas que adquiera acciones o participaciones en instituciones de inversiones colectiva, integrarán en su base imponible el importe de los rendimientos del capital mobiliario derivados de la cesión a terceros de capitales propios que se hubieran devengado a favor de la entidad en régimen de atribución de rentas.

  • Supuesto especial: rentas negativas de fuente extranjera

    Si la entidad en régimen de atribución de rentas procedentes de país con el que España no tenga suscrito un convenio para evitar la doble imposición con claúsula de intercambio de información, no se computarán las rentas negativas que excedan de las positivas obtenidas en el mismo país y procedan de la misma fuente. El exceso se computará en los cuatro años siguientes conforme vayan obteniéndose rentas positivas del mismo país y fuente.

  • Calificación y criterios de imputación

    Las rentas obtenidas por las entidades incluidas en este régimen que deban atribuirse a los socios, herederos, comuneros o partícipes tendrán la naturaleza derivada de la actividad o fuente de donde procedan para cada uno de ellos.

    Las rentas se atribuirán anualmente a los socios, herederos, comuneros o partícipes según las normas o pactos aplicables en cada caso y, si éstos no constaran a la Administración tributaria en forma fehaciente, se atribuirán por partes iguales.