Portal Educación Cívico Tributaria. Agencia Tributaria. - Información sobre el Portal de Educación

Portal Educación Cívico Tributaria. Agencia Tributaria. - Información sobre el Portal de Educación

Generación T - Agencia Tributaria, con la colaboración de Instituto de Estudios Fiscales.

INFORMACIÓN SOBRE EL PORTAL EDUCACIÓN CÍVICO-TRIBUTARIA

¿Por qué preocuparse de una Educación Cívico-Tributaria?

¿Qué se entiende por Educación Cívico-Tributaria?

¿Por qué la Agencia Estatal de Administración Tributaria, en colaboración con el Instituto de Estudios Fiscales, ha asumido este proyecto?

¿En qué consiste el portal de Educación Cívico-Tributaria?

¿Qué pueden encontrar los profesores en el portal de Educación Cívico-Tributaria?

¿Qué pueden encontrar los niños y adolescentes en el portal de Educación Cívico-Tributaria?

¿Cómo puede hacernos llegar su opinión sobre el portal de Educación Cívico-Tributaria?


¿Por qué preocuparse de una Educación Cívico-Tributaria?

En ocasiones se considera la fiscalidad como un hecho que afecta solamente a los adultos. Por tanto, los jóvenes no tendrían que preocuparse por la fiscalidad ya que serían totalmente ajenos al hecho fiscal hasta que se incorporaran a la actividad económica y estuvieran obligados al cumplimiento de las obligaciones tributarias. La Educación Cívico-Tributaria de los ciudadanos más jóvenes carecería, por tanto, de sentido desde esta perspectiva. Ahora bien, ¿es cierto que los jóvenes no ejercen actividad económica alguna?, ¿puede decirse que los jóvenes son totalmente ajenos al hecho fiscal?

En sociedades que han alcanzado un cierto grado de desarrollo y bienestar, los jóvenes empiezan muy pronto a tomar decisiones económicas como consumidores de bienes y servicios. Por tanto, desde la vertiente de los ingresos públicos, su consumo está generando ingresos tributarios. Desde la vertiente de los gastos públicos, la fiscalidad está posibilitando la igualdad de oportunidades en múltiples aspectos, entre los que destacan la sanidad y la educación, por ser los más visibles en estos estratos de edad. Sin esa inversión de solidaridad, que se efectúa desde el esfuerzo tributario aportado por los ciudadanos y que se gestiona a través de las diferentes administraciones públicas, la vida cotidiana y las perspectivas de futuro de los jóvenes serían muy distintas. Por ello, resulta preciso hacerles conscientes de esta realidad.

En la actualidad, la conducta fiscal es una pauta que han de incorporar los individuos en su etapa adulta, sin que se les haya socializado adecuadamente en este aspecto desde edades tempranas. Así suele reducirse el complejo tema de la fiscalidad al pago material de los impuestos, e incluso, a cuánto se paga a Hacienda, cuando el mero pago es una parte importante pero no agota el significado de las obligaciones tributarias.

No cabe duda de que la conducta fiscal adulta sería distinta si se educara adecuadamente a los niños y jóvenes de la sociedad española en el hecho fiscal, como se viene haciendo en otros países (entre otros, Reino Unido, Suecia, Noruega y Estados Unidos). Incorporarían las pautas de conducta propias de individuos que de adultos van a vivir en una cultura democrática que hace de la solidaridad tributaria uno de los pilares básicos del modo de organizar su convivencia social.

 


¿Qué se entiende por Educación Cívico-Tributaria?

La Educación Cívico-Tributaria no pretende reducirse a la enseñanza de unas prácticas que capaciten para abordar los requerimientos del sistema fiscal. Tampoco ha de limitarse a ser una exposición académica del sentido y la finalidad de los impuestos en una sociedad democrática.

La Educación Cívico-Tributaria tiene como objetivo primordial transmitir valores y actitudes favorables a la responsabilidad fiscal y contrarios a las conductas defraudadoras. Por ello, su finalidad no es tanto facilitar contenidos académicos cuanto contenidos cívicos.

La Educación Cívico-Tributaria ha de tratarse como un tema de responsabilidad ciudadana que se traduce en asumir las obligaciones tributarias, primero porque lo manda la ley y, después, porque se trata de un deber cívico, poniendo de relieve qué efectos tiene el incumplimiento de estas obligaciones sobre el individuo y sobre la sociedad.

De este modo, la Educación Cívico-Tributaria debe convertirse en un tema para:

La Educación Cívico-Tributaria pretende, por tanto, proporcionar a los ciudadanos más jóvenes unos esquemas conceptuales sobre la responsabilidad fiscal que les ayuden a incorporarse a su rol de contribuyentes con una conciencia clara de lo que es un comportamiento lógico y racional en una sociedad democrática. La formación de una verdadera conciencia fiscal consiste en asumir que, por encima de opciones y modelos fiscales concretos, cambiantes como es previsible en toda sociedad dinámica, existe una serie de criterios justificativos de la financiación solidaria de las necesidades públicas y comunes. El principal de tales criterios es el de ciudadanía, que implica asumir las responsabilidades sociales como una contrapartida necesaria al ejercicio de los derechos cívicos.

 


¿Por qué la Agencia Estatal de Administración Tributaria, en colaboración con el Instituto de Estudios Fiscales, ha asumido este proyecto?

En la opinión pública española existe una percepción ampliamente generalizada: el grado de cumplimiento fiscal ha evolucionado positivamente a lo largo de los años de vigencia del actual sistema fiscal, si bien esta evolución positiva se atribuye más al control ejercido por la Administración Tributaria que a la elevación de la conciencia ética o solidaria de los contribuyentes.

En este déficit de conciencia fiscal coinciden todos los sectores sociales que, además, lo conciben como un reflejo parcial de un fenómeno más amplio: la crisis generalizada de valores en nuestra sociedad.

Ya la Unidad Especial para el Estudio del Fraude incluía, en su Informe sobre el Fraude en España (UEEF, 1994), varias recomendaciones acerca de la conveniencia de introducir temas relativos a la educación en valores cívico-tributarios en el sistema educativo, basándose en los siguientes datos:

Posteriormente, los datos de sucesivas ediciones del barómetro fiscal del Instituto de Estudios Fiscales han ido corroborando estas percepciones:

En definitiva, actualmente existe en la sociedad española una demanda de ética civil en lo relativo al cumplimiento de las obligaciones tributarias en la que coinciden tanto la opinión pública, como los expertos altamente cualificados de diversos sectores sociales, incluidos funcionarios de la Agencia Estatal de Administración Tributaria y los profesores del sector educativo público, y que todavía no ha tenido una respuesta satisfactoria.

Por ello, el Plan de Prevención del Fraude Fiscal del Ministerio de Economía y Hacienda, presentado al Consejo de Ministros el 4 de febrero de 2005, recomienda la profundización del programa de Educación Cívico-Tributaria, instando a la continuación del programa de educación tributaria dirigido a niños, jóvenes y profesorado: jornadas de puertas abiertas de las oficinas de la Agencia Tributaria y portal en Internet sobre educación tributaria.

A su vez, la Agencia Estatal de Administración Tributaria ha podido constatar el interés de profesores y alumnos por la materia fiscal en las más de 1300 jornadas de puertas abiertas que lleva organizando desde mayo de 2003. En estas jornadas, la Agencia ha recibido a más de 39.000 alumnos y más de 2.600 profesores. Con ocasión de la celebración de estas jornadas, muchos profesores han solicitado materiales para poder tratar esta cuestión en el aula.

Por todo ello, la Agencia Estatal de Administración Tributaria, en colaboración con el Instituto de Estudios Fiscales, ofrecen a los educadores que deseen implicarse en esta actividad educativa una serie de recursos y materiales para su trabajo en las aulas y, por supuesto, les brindan su total colaboración.

 


¿En qué consiste el portal de Educación Cívico-Tributaria?

La Agencia Estatal de Administración Tributaria, en colaboración con el Instituto de Estudios Fiscales, ha desarrollado un portal en Internet de Educación Cívico-Tributaria con el propósito de proporcionar a los educadores que deseen implicarse en esta actividad materiales y recursos. Se ha elegido el medio Internet debido a que es el formato preferido por nuestros jóvenes por su inmediatez, tecnología moderna, interactividad y facilidad de puesta al día.

La Agencia Estatal de Administración Tributaria no ha querido desconocer la realidad multilingüística de nuestro país y, por ello, el portal de Educación Cívico-Tributaria está disponible en castellano, catalán, gallego y valenciano. A lo largo de los próximos meses, se concluirá la traducción de todos los contenidos del portal.

La Agencia Estatal de Administración Tributaria desea que el portal de Educación Cívico-Tributaria resulte accesible para todos. Por ello, la aventura gráfica creada para los alumnos cumple los criterios de accesibilidad y se ha preparado también una versión sólo texto de la aventura gráfica que resulta conforme con los criterios WAI “Doble A”.

De forma muy resumida, el portal tiene dos accesos diferenciados. Uno para profesores y otro para alumnos que, a su vez, se diferencian por edades: Tercer ciclo de Educación Primaria, Primer ciclo de Educación Secundaria Obligatoria y Segundo Ciclo de Educación Secundaria Obligatoria. Se han adaptado los contenidos y el lenguaje empleados a los distintos niveles educativos.

 


¿Qué pueden encontrar los profesores en el portal de Educación Cívico-Tributaria?

La zona del portal de Educación Cívico-Tributaria dedicada a los profesores incluye materiales didácticos que pueden servir de apoyo al profesor, en particular:

1. Seis guías didácticas sobre seis temas que se han considerado claves para tratar la Educación Cívico-Tributaria:

2. Dos presentaciones genéricas sobre los gastos y los ingresos públicos.

3. Un glosario de términos.

4. Bibliografía, que incluye documentos que pueden descargarse, en el caso de que se desee profundizar en alguna cuestión.

5. Enlaces de interés.

 


¿Qué pueden encontrar los niños y adolescentes en el portal de Educación Cívico-Tributaria?

La zona del portal de Educación Cívico-Tributaria destinada a los niños y adolescentes tiene un aspecto más lúdico. Los niños y adolescentes se acercarán al mundo de los gastos e ingresos públicos mediante un paseo por una ciudad virtual. Durante el paseo que tiene una duración aproximada de 30 minutos, podrán visitar de la mano de un personaje de la “Generación T” (Generación Tributaria) distintos “escenarios”: colegio, biblioteca, parque, centro de día, hospital, parque de bomberos, tren, tienda, oficina, Agencia Tributaria....

Sinopsis de la historia

En cada escenario, mediante un diálogo entre los personajes (como en un cómic) se incluyen los contenidos fiscales. En primer lugar, se estudian determinados servicios públicos cercanos al niño/adolescente con el objeto de que se dé cuenta de su importancia económica y social y se plantee cómo las distintas Administraciones públicas (Estado, Comunidades autónomas, Diputaciones provinciales y Municipios) financian dichos servicios (colegio, biblioteca, parque, centro de día, hospital, parque de bomberos, infraestructuras). También se insiste en la necesidad de cuidar y utilizar bien los servicios públicos que son de todos y que pagamos entre todos.

A continuación, se explica el concepto de impuesto y, en particular, el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) y el Impuesto sobre la Renta de las Persona Físicas (IRPF). Se explica que la Agencia Estatal de Administración Tributaria recauda la mayoría de los impuestos en el Estado y se hace referencia también a las Administraciones tributarias autonómicas y locales.

Una vez que conocen qué son los gastos y los ingresos públicos, llega el momento de relacionarlos. Los recursos son limitados y hay que establecer un orden de prioridades, decidiendo en qué se va a gastar y cuánto y en qué no. Para explicar los presupuestos públicos, se compara la toma de decisiones financieras en un país con la toma de decisiones en una comunidad de vecinos.

Se incluye también un escenario en el que se explica la importancia de impuestos a lo largo de la historia.

Se concluye con un escenario que “muestra” qué pasaría si no hubiera impuestos.

Funcionamiento del la aventura

En cada escenario, los personajes comienzan a hablar (aparece el primer bocadillo). Cuando el alumno ha terminado de leer el bocadillo, pulsa “fin” y aparece el bocadillo del siguiente personaje y así sucesivamente. Cuando ha concluido la conversación entre los personajes, aparecen unos objetos destacados en el escenario (objetos resaltados de forma luminosa). Estos objetos contienen información de interés para el alumno (son los “¿sabías que...?”). Por último, cuando el alumno ha leído los “¿sabías que...?” aparece la pregunta que el niño ha de contestar para poder pasar al escenario siguiente. Si acierta, aparece un cartel de “enhorabuena” y automáticamente pasa a la siguiente escena. Si no acierta, se le informa de que se ha equivocado y se le indica que lo intente de nuevo. Si en esta segunda oportunidad no acierta, el programa le ofrece la solución correcta y se pasa a la siguiente escena.

 


¿Cómo puede hacernos llegar su opinión sobre el portal de Educación Cívico-Tributaria?

Está disponible en la zona del portal dedicada a los profesores la posibilidad de hacernos llegar su opinión a través de un sencillo cuestionario. Les agradecemos por anticipado su opinión que, sin duda, nos ayudará a mejorar.

Esperamos que el portal de Educación Cívico-Tributaria constituya una ayuda para los educadores. Desde aquí, la Agencia Estatal de Administración Tributaria y el Instituto de Estudios Fiscales queremos dar las gracias a todos los profesionales dedicados al mundo de la educación y, muy en particular, a todos aquellos que nos han animado a llevar a cabo este proyecto.